¿QUÉ ES?: Es la nueva motorización para la SUV de Volkswagen para el Segmento B (chico). Complementa la gama de la T-Cross 1.6 MSi que se comercializa desde junio de 2019 . Llega importada de Brasil y ya está a la venta en nuestro mercado.

MECÁNICA: Las versiones Comfortline y Highline ahora vienen sólo con el motor de tres cilindros 1.0 turbonaftero (116 cv y 200 Nm), combinado sólo con caja automática Tiptronic (convertidor de par, seis marchas). Se mantiene la motorización 1.6 16v (110 cv y 155 Nm), combinada sólo con caja manual de cinco marchas y sólo en la versión Trendline.

LO MÁS: Un motor con más potencia y torque, algo que en la opinión de Autoblog venía necesitando la T-Cross desde el momento de su lanzamiento .

LO MENOS: Por supuesto, esto encarece el precio final del producto, que resulta afectado por la primera escala de impuestos internos.

EL DETALLE: También incorporó como novedad el nuevo sistema VW Play. Tanto el motor 1.0 turbo como el VW Play ya habían debutado con el VW Nivus , que a igualdad de equipamiento ahora queda posicionado un escalón por debajo de la T-Cross en las listas de precios (ver valores acá abajo). Salvo los emblemas externos “200 TSi”, no hay otras diferencias de diseño con respecto al resto de las T-Cross.

PRECIOS: T-Cross Trendline 1.6 MSi Manual, 2.270.976 pesos; Nivus Comfortline 200 TSi Tiptronic, 2.409.000 pesos; T-Cross Comfortline 200 TSI Tiptronic, 3.493.850 pesos; Nivus Highline 200 TSi Tiptronic, 3.322.650 pesos; Nivus Highline Hero 200 TSi Tiptronic, 3.374.950 pesos; T-Cross Highline 200 TSI Tiptronic, 3.854.300 pesos. Garantía de tres años o 100 mil kilómetros.